7 consejos clave para cuidar tus implantes dentales

Si tienes implantes dentales o conoces a alguien que tenga, en este artículo te damos unos consejos clave para que los cuides.

La higiene bucodental es imprescindible para prevenir el riesgo de enfermedades de la boca como las caries, la gingivitis o la periodontitis. En el caso de los pacientes con implantes, la higiene adquiere un papel determinante en el éxito del tratamiento a largo plazo. La encía de los implantes no suele ser tan fuerte como en los dientes, por eso hay que evitar que sufra procesos de inflamación por acumulación de placa bacteriana.

1. La importancia del cepillado

Lo primero de todo y más importante es cepillarte los dientes después de cada comida. Pero, ¿cómo y con qué?

Es recomendable el uso de cepillos de dureza media, tanto si utilizas cepillo de tipo manual o eléctrico. Nunca te olvides de cepillarte la lengua, ya que es un almacén de bacterias. ¿Qué dentífrico es el más adecuado? Para cada persona es distinto, explícanos tu caso y te recomendaremos el más adecuado.

La limpieza bucal debe ser minuciosa y a fondo para evitar que pueda quedar comida en algún hueco y consecuentemente tener problemas como el mal aliento o las encías. Para evitarlo, te recomendamos completar tu higiene utilizando otros accesorios. En el caso de los implantes dentales hay cepillos especiales que permiten llegar a todos los espacios.

¡Recuerda! 3 minutos es el tiempo recomendable para una higiene completa y eficaz.

2. No te olvides de los huecos

El hilo dental te permitirá eliminar la placa bacteriana que pueda aparecer entre los dientes, espacios donde no llega el cepillo. En el caso de que sólo puedas utilizarlo una vez al día, te recomendamos que lo hagas por la noche.

Los cepillos interproximales son ideales para aquellas personas con espacios grandes entre diente y diente, o por ejemplo con aparatos de ortodoncia. Si al utilizarlo notas que no entra cómodamente no lo fuerces, quizás debas usar uno más pequeño o directamente el hilo dental.

El irrigador dental es el último sistema para completar la higiene bucodental, especialmente indicado en los casos de difícil acceso a los espacios de la boca, entre dientes, implantes o aparatos de ortodoncia. En la Clínica Ahoa tenemos una selección para cada caso. ¡Consúltanos!

3. Un buen enjuague bucal

A la hora de elegir el colutorio para realizar los enjuagues, tienes que tener en cuenta que existen de muchos tipos, algunos llevan flúor y otros antisépticos que ayudan a prevenir las caries e infecciones. Lo mejor es pedir consejo sobre cuál es el más recomendado para cada uno.

Ten en cuenta que lo más importante es el cepillado, el efecto mecánico. Por eso, el colutorio activo, aquel que posea efecto antiséptico (la clorhexidina, por ejemplo), no se recomendará a menos que nos encontremos frente a un proceso inflamatorio de las encías.

4. Boca completamente limpia

Un extra para conseguir unos dientes aún más limpios es el uso de pastillas reveladoras, disponibles en las farmacias. Son unas pastillas de eritrosina (un pigmento que se utiliza como colorante alimentario) que al esparcirlas por tus dientes con ayuda de la lengua tiñen aquellas zonas donde hay placa bacteriana. Si haces uso de ellas, deberás cepillarte los dientes como lo harías habitualmente, pero con mayor ahínco en las áreas que han sido teñidas.

5. Malos vicios

Y, aunque parezca que con una rutina de higiene es suficiente para mantener tus implantes en perfecto estado, también existen una serie de hábitos que te recomendamos que vayas eliminando, como por ejemplo el consumo de tabaco. No solo puede manchar las coronas de los implantes y los dientes, sino que puede provocar una disminución en el proceso de integración del implante en el hueso y una pérdida de la capacidad de defensa de la encía frente a las bacterias.

6. Cuidado con los medicamentos

Referente al consumo de medicamentos, solo cuando sea imprescindible, ya que el consumo desregulado de algunos puede alterar tus implantes.

Si tomas algún medicamento de la familia de los bifosfonatos para fortalecer los huesos (indicado para la osteoporosis), consúltanos. Habrá que seguir un control regular mediantes pruebas radiográficas, ya que en algunos casos se producen alteraciones importantes en la integración de los implantes.

7. La visita obligatoria

Y por último, acuérdate de hacerte periódicamente una revisión. La visita semestral es la norma, dos veces al año si tienes implantes y habías tenido problemas de encías.

Si la boca tiene buena salud, se siguen correctamente los consejos de higiene y no tenemos problemas de encías ni consumo de tabaco, la visita puede ser una vez al año.

Como se suele decir, más vale prevenir que curar.

Nuestros servicios

Financiación
a medida

Parking y
wifi gratuitos

Gafas 3D
antiestrés

Tecnología
avanzada

Tarjeta de
fidelización

Convenio
con empresas

¿Quieres concertar una cita?

Llama al 93 343 66 41, o rellena tus datos en el formulario y te llamaremos nosotros.

Leave this field blank

Responsable: Icercaib, S.L. Finalidad: Dar respuesta a las consultas y gestión de citas u otras peticiones de información. Legitimación: Consentimiento del interesado. Derechos: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.

Gran Via de les Corts Catalanes, 620, àtic 1º
08007 Barcelona
Tel: 933 43 66 41
Email: clinica@ahoa.es
Llámanos