¿Me puedo poner implantes dentales si tengo una enfermedad periodontal?

Los implantes dentales y las enfermedades periodontales son quizás una de las relaciones más complejas en odontología.

La periodontitis, si no se trata a tiempo, puede acabar en la pérdida de dientes y muelas, la cual se resolvería con implantes. Pero a su vez, la misma enfermedad se traduce en una disminución del hueso disponible y una mayor predisposición a las infecciones bacterianas, lo que en teoría juega en contra del implante.

Por ello, no es extraño que una de las preguntas más frecuentes entre nuestros pacientes con periodontitis o gingivitis es si pueden someterse a una intervención de implantología de carga inmediata.

La respuesta es un sí prácticamente en el 100% de los casos. Por suerte, los avances en los tratamientos implantológicos y en los cuidados bucodentales permiten realizar implantes dentales incluso en pacientes que habían perdido la mayoría de dientes a causa de la periodontitis.

Para ponernos en contexto, una enfermedad periodontal está causada por bacterias y afecta a los tejidos de la boca que rodean los dientes y muelas. Básicamente, estamos hablando de gingivitis y periodontitis.

La gingivitis, que provoca el conocido «sangrado de encías», consiste en una inflamación de las encías tratable y reversible, ya que no se ha perdido el hueso de soporte de los dientes.

En el caso de la periodontitis, se trata de un estado más avanzado de la enfermedad que afecta no solo a los tejidos blandos (la encía) que rodean al diente, sino al hueso que lo soporta. La periodontitis puede acabar en la pérdida de los dientes e incluso afecta a la salud en general, especialmente en pacientes diabéticos o con problemas cardiovasculares.

Por ello, aunque los pacientes de enfermedades periodontales pueden ponerse implantes dentales sin problema, sí que hay que tener en cuenta algunos factores.

¿Qué debemos tener en cuenta?

Para empezar, la enfermedad tiene que estar controlada antes de poner el implante. Esto se realiza mediante un correcto diagnóstico del estado de salud de las encías y un tratamiento de limpiezas protocolizado y adecuado a cada caso concreto. El odontólogo lleva a cabo entonces un estudio del estado general de la boca, y especialmente de la densidad y la calidad del hueso donde hay que realizar el implante. Hoy en día, los avances tecnológicos permiten realizar una reconstrucción de la imagen 3D del maxilar y colocar los implantes de forma segura y predecible mediante cirugía virtual.

Una vez tenemos controlada la enfermedad y puestos los implantes, es esencial el cuidado y el mantenimiento posteriores por parte del paciente. Si para cualquier persona una correcta higiene es básica para cuidar su salud bucodental, para los pacientes con implantes dentales es todavía más importante, ya que influirá de forma decisiva en el mantenimiento y la durabilidad de sus implantes, porque estos gozan de una protección natural más débil que los dientes frente a las bacterias patógenas.

Además, será muy recomendable una visita al odontólogo cada seis meses, como mínimo, para revisar el estado de salud general de la boca, y sobre todo de los implantes.

Nuestros servicios

Financiación
a medida

Parking y
wifi gratuitos

Gafas 3D
antiestrés

Tecnología
avanzada

Tarjeta de
fidelización

Convenio
con empresas

¿Quieres concertar una cita?

Llama al 93 343 66 41, o rellena tus datos en el formulario y te llamaremos nosotros.

Leave this field blank

Responsable: Icercaib, S.L. Finalidad: Dar respuesta a las consultas y gestión de citas u otras peticiones de información. Legitimación: Consentimiento del interesado. Derechos: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Tiene derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.

Gran Via de les Corts Catalanes, 620, àtic 1º
08007 Barcelona
Tel: 933 43 66 41
Email: clinica@ahoa.es
Llámanos